sábado, 30 de enero de 2010

...mi vecino del pueblo (VI)

Cinco entradas he escrito anteriormente sobre este tema, y ya, hoy, finalizo de contar lo que, a mi juicio, ha sido lo más terrible de vivir. Nunca había pasado tanto miedo. Si alguien desea leer lo que viene a continuación, que lea las anteriores entradas. Primera. Segunda. Tercera. Cuarta. Quinta. Pero advierto, no es apto para personas sensibles.

Y ahí estaban. Los restos del cuerpo de aquella chica atados con grilletes a la pared. Las velas que portaba la anciana parecían suficientes para ver con claridad la dantesca escena.

Tardé unos segundos en reaccionar y no sabía qué hacer. Dar parte de lo sucedido a cualquiera parecería increible, y no quería que nadie pensase que era el responsable de la muerte de la señora Adela y de los dos policías. ¿Qué podía hacer?

Resignado salí de la estancia a pensar junto con los cadáveres.

Pero sin apenas tiempo de haber pensado nada, la chica del camisón me volvió a atacar directo al cuello con sus fuertes brazos. No tenía con qué defenderme, otra vez estaba a la merced de aquel espectro. Esta vez sí, no había escapatoria.

Poco a poco iba perdiendo la visibilidad, y de forma nublosa veía cómo se acercaban léntamente sus difuntos padres a detenerla. Bajo mi sorpresa, sin ninguna acción violenta, la detuvieron.

La cogieron de la mano y en vez de recriminarle nada, como siempre habían hecho, le indicaron con lágrimas en los ojos que entendían que no era fácil para ella controlar sus impulsos, y que ese tipo de actitud tan endiabládamente maligna no era su culpa, y que le quitaban todo tipo de responsabilidad de los malos momentos que les había hecho pasar. Sólo el amor que pueden sentir unos padres resignados por el odio inconsciente que puede tener un hijo, puede entender tal aberración.

Recuperándome todavía de aquella acción que por poco me cuesta la vida, vi como no le gritaron, no le dieron una bofetada, como le pidieron disculpas por no haber entendido nunca a su hija, por haber hecho lo que le hicieron. El anciando de una mano, y la anciana de otra, se arrodillaron ante ella y le pidieron perdón, pues ellos eran los culpables de no haber sabido manejar el odio de su hija.

De forma sorprendente los fantasmales cuerpos de los ancianos fueron desvaneciéndose, evaporándose como si nada, pues, habían cumplido la misión que les quedaba pendiente en este mundo... intentar entender el qué puede llevar a un hijo a realizar actos diabólicos. El no haber sabido educar desde un principio a un hijo.

Mi calma aumentó pero... la hija, la chica espectral que me había intentando estrangular dos veces aun seguía en este mundo. ¿Qué cuenta pendiente le quedaba a ella?

Sin decir nada, se fue hacia la cama donde permanecían sus restos esqueléticos, se tumbó de la misma manera en la que debió morir y allí permaneció durante largos minutos hasta desaparecer.

Conseguir la paz interna era su cuenta pendiente. Ella nunca hacía el mal de forma consciente, y cuando recuperaba la conciencia no se daba cuenta del mal que había hecho, hasta que veía a sus padres llorar y lamentarse. Por ello nunca conseguía tener la mente limpia. El hecho de que sus padres desapareciesen de este mundo, le evitaba apenarse por sus gestos violentos y ello le daba la paz interna.

De forma sigilosa me fuí de la casa fantasmal. Las 6 de la mañana eran cuando llegué a mi casa. Aún no habían llegado mis padres.

Al día siguiente nos fuimos del pueblo sin yo haber dado ningun aviso de lo ocurrido.

El caso de las muertes de la señora Adela y de los dos policías se ha cerrado por falta de pruebas. A mí, al igual que a todos los vecinos del pueblo, me llamaron para testificar, pero no les puede aclarar nada.

Los cuerpos inertes fueron retirados de aquella casa. Pero... ¿estarán sus espíritus?

Al año que viene volveré al pueblo y volveré a la casa encantada.

jueves, 28 de enero de 2010

...crecí en los ochenta

Hoy es un día en el que me siento melancólico y me ha dado por recordar momentos pasados. Así que os dejo con un vídeo de una dulce balada.

En España, haber nacido en la década de los ochenta es todo un orgullo. Quizá sea, de lo que no depende de mí en nada, de lo que más orgulloso esté.

La generación de los ochenta posiblemente seamos la mejor generación española que haya habido y que habrá... (Supongo que cada uno creerá que es su generación la mejor).

Así que comparto con todos vosotros un video de Reno Renardo con su canción "Crecí en los ochenta".




Sí, el vídeo es el oficial de ellos.

viernes, 22 de enero de 2010

...cuando le dices a tus padres que te han crecido pelos en la cola

  • Hijo: Mamá! Papá! Mirad! Me han crecido pelos en la cola!
  • Madre: A ver! Anda, es verdad, pero... que pequeñita la tienes ¿no?
  • Padre: Pero hombre, no le digas esas cosas que le vas a amargar, además que seguro que eso crece cuando está excitado.
  • Hijo: No, si ya lo estoy, la tengo totalmente erecta.
  • Madre: Je je, la tienes como tu padre. Ja ja ja.
  • Hijo: Jo mamá, no te rias de mi cola, que es con ella con la que te haré abuela.
  • Madre: Ay hijo, con eso poca cosa vas a hacer, por no decir nada.
  • Padre: Ahí tu madre tiene razón, te lo digo por experiencia.
  • Hijo: ...
---------------------
  • Hijo: Mamá! Papá! Mirad! Me han crecido pelos en la cola!
  • Padre: Es cierto! Voy a descorchar la botella del mejor vino que tenemos.
  • Madre: Hijo, hoy es el día en el que más orgullosos estamos de tí. Nuestra más sincera enhorabuena.
  • Hijo: Gracias mamá. Cuando nos terminemos el vino iré a enseñársela a todos los vecinos, amigos y familiares.
  • Madre: Muy bien cariño. ¿Esta noche qué quieres para cenar? Que te haré lo que más te guste.
  • Hijo: Lo que quieras mamá, hoy es un día muy especial para todos nosotros y no quiero que te canses cocinando mucho. Uy, que me llaman por teléfono ahora vengo.
  • Padre: Esposa mía, ahora que se ha ido, qué te parece si le damos la charla padres hijo sobre la sexualidad.
  • Madre: Estoy de acuerdo. Ya es hora a sus 12 años de que sepa cosas sobre orgías, intercambio de parejas, putas, tríos...
  • Hijo: Hola, ya vengo, que me ha llamado Paula, mi amiga de siempre, que ha quedado con todas las chicas de clase y del colegio en su chalet, hoy que no están sus padres, para que les enseñe la cola y que quieren hacer conmigo un harén. Por fín me podrán hacer sexo oral más de 4 chicas a la vez, que ya me estaba pareciendo un poco aburrido la verdad, después de tantos años haciendo lo mismo.
  • Padres: ...
-----------

Y es que hablar de sexo con los padres a veces puede terminar por sorprender a unos y a otros.

miércoles, 20 de enero de 2010

...escrito de notificación de estupidez temporal

¿Cansado o cansada de que la gente se ría de tí cuando te caes al suelo, cuando se te cae algo, cuando te ocurre una pequeña desgracia... ?

¿Cansado o cansada de hacer alguna pifia en el trabajo o en los estudios y de que tu jefe te grite, o tu profesor te suspenda?

¡No te preocupes! Tengo la solución que te ayudará a que nadie se ria de tí y a que no suspendas ni el jefe te grite.

Señoras y señores os presento en primicia y exclusiva un ejemplo del

ESCRITO DE NOTIFICACIÓN DE ESTUPIDEZ TEMPORAL.

"

Pepe Arreameunaostia Gómez con DNI 123456789 L y en plenas facultades físicas y mentales:

EXPONE:

  • Que su estupidez va a verse muy aumentada durante los siguientes días, y que por ello se pondrá, involuntariamente, a sí mismo, en evidencia durante momentos puntuales de máxima concentración requerida y que no podrá demostrar todas sus habilidades en las tareas que tendrá que llevar a cabo estos días.
  • Que dada su estupidez temporal, se aconseja a todos los responsables que tengan que evaluar sus actividades, que no lo tengan en cuenta y que valoren positivamente todo esfuerzo que lleve a cabo.

SOLICITA:

  • Que se tenga por presentado en tiempo y forma este escrito y por declarada su estupidez temporal.

Firma del declarante: X

"

Este escrito ha de ser entregado en el Ministerio de Asuntos Interiores y es válido por un tiempo de un año, prorrogable 5 años más.

Y una vez aprobado, sin tener que presentar ninguna prueba que demuestre tu estupidez, se acabarán los suspensos, los gritos del jefe, las risas a tu espalda o en tu cara.

Yo lo he usado desde hace un tiempo y desde entonces se me ha subido el sueldo 5 veces y ahora ya llego a cuarentaeurista, aprobé todos los exámenes de la Universidad sin apenas esfuerzo, y ya nadie se rie de mí cuando me caigo haciendo el tonto, o me pongo en evidencia.

¡ÚSALO!

miércoles, 13 de enero de 2010

...cosas que hay que hacer en la vida

Bien es sabido por todos que en la vida de una persona hay tres cosas fundamentales que hay que hacer, que a saber son: plantar un árbol, escribir un libro y tener un hijo. Aunque no sé qué alma cándida decidió estas tres cosas.

Sea un dicho popular, un axioma o la última voluntad de algún neurocientífico deprimido, bien es cierto que yo estoy a un paso de cumplir con esos deberes. En mi vida he plantado al menos un árbol y además en sitios públicos, también he escrito dos libros, que a saber en qué manos estarán ahora (sólo hay un ejemplar de cada uno). Así que si las cuentas no me fallan, me falta plantar un árbol... ah no, tener un hijo.

¿Y si tienes 10 años cuando la cascas? No te habrá dado tiempo ni a escribir un libro. Yo que sé, hay gente prematura para tener hijos, podría ser, incluso con 6 años... pero no es un caso normal (caso inventado por mí). ¿En ese caso has fracasado en la vida? La respuesta es bien sencilla, ni puta idea, no sé. Pero podría decirse que sí.

Así que desde este humilde blog propongo una sustitución únicamente válida en el caso de todavía no haber tenido un hijo.

Tener un hijo puede ser sustituido por haber hecho el conjunto global compuesto por las tres siguientes cosas:

  • Dar una vuelta al Coliseo de Roma corriendo.
  • Hacer una exhibición de culturismo en la Universidad.
  • Permanecer con el culo al aire sentado en un banco con unos 20 centímetros de hielo y nieve a una temperatura bajo cero.

Sé que para algunos puede ser más fácil hacer el compendio de estas tres cosas que hacer un hijo, así que adelante. Por mi parte os daré el visto bueno de que habeis cumplido con las obligaciones morales de esta vida.

viernes, 8 de enero de 2010

...mandarinas

Tiempo ha pasado desde que en mi mente ronda el pensamiento de aquella mandarina que me enamoró. Tan naranja, tan redonda....

Sí amigos, sí, la mandarina, menospreciada e infravalorada por algunos, a mí me tiene loquito. Y su cualidad que más me gusta es su olor. Su perfume que te envuelve las manos conforme vas quitándole la cáscara, y va llegando a tus fosas nasales, y tu mente se desinhibe conforme las oleadas de su fragancia van siendo despojadas de su cuerpo e introduciéndose por el tuyo.

Me encanta que el olor de las mandarinas me dure en los dedos, me encanta volver a olerlos tras pasados unos minutos de haberme comido una de ellas, y recordar lo que me hace feliz.

Ay... sustituiría todos los malos olores por el de la mandarina. Imaginaros llegar a casa después de una fiesta, y no apestar a tabaco, si no a agradable mandarina. Y ver que el olor que sale de los cigarrillos no huele mal, sino que destila una fragancia amandarinada estupenda y genial.

No sé por qué, pero siempre que me siento vacío por dentro, o es día de invierno frío, me apetece comerme una preciada mandarina con su sutil olor. Su perfume me hace sentirme más fuerte.

Probarlo. Y lavaros las manos pasados unos minutos, dejar que el aroma de vuestros dedos os recuerde a la mandarina y os traiga gratos recuerdos. Yo he escrito esta entrada con una sutil fragancia en mis dedos, y es maravilloso.

jueves, 7 de enero de 2010

...campeones

El otro día estaba un amigo en un bar cenando junto a dos hermosas mujeres amigas suyas. Las cervezas se sucedían una tras otra junto con el vino. Y esa acción la seguían también otras mesas adyacentes. La diversión era tal que reían y sus bocas esbozaban amplias sonrisas. En una mesa de las ya comentadas, había un grupo de chicos en los que el alcohol ya había hecho efecto. Y se acercó uno de esos chicos a mi amigo y le dijo "CAMPEÓN!".

¿Campeón por qué? ¿Por ir acompañado de dos mujeres bellas y simpáticas? ¿Por qué las campeonas no son ellas? Y vale, de acuerdo, por el hecho de ir con dos del otro sexo, pero cuando el caso es al revés, y es la chica quien va acompañada de dos apuestos hombres, ¿por qué no le dicen "CAMPEONA!" las de su género? Al menos estando yo presente junto a otro chico y otra chica, no le han dicho eso a la fémina. ¿Será que no somos bellos? ¿Tan feos somos?

En fin, ni las campeonas son mis acompañantes, ni el campeón soy yo... ¡porque nunca me lo han dicho! Reclamo mi derecho a que se me diga cuando sea el caso. Es más, reclamo el derecho de mis acompañantes a que se les diga cuando vayan conmigo... aunque sólo sea una vez... Por piedad...

Seguiremos informando de los avances.

lunes, 4 de enero de 2010

...paga tú que yo no llevo dinero

En mi grupo de amigos existen varias técnicas de supervivencia económica, o también llamadas técnicas de gorroneo máximo. Entre ellas, las dos que más destacan son las que paso a explicar con situaciones de bar, pero pueden llevarse a todos los campos que veais posibles.

La técnica de la mano larga:

  • Situación: Estás de fiesta con mucha gente, conocida y desconocida. El bar está lleno y ves que todo el mundo saca sus consumiciones. Y a tí no te sale de los cojones gastarte un puto céntimo, o bien no tienes dinero. Pero tienes ganas de llevarte algo a tu seco gaznate. Está bien pedir, y seguramente te darán. Pero... decides que es más noble y honrado gorronear a desconocidos.
  • Acción: Detectas a un grupo numeroso de desconocidos que porten bebidas espirituosas, y empiezas a bailar cerca de ellos sin desentonar ni juntarte mucho. Y asegurate que son del grupo de personas que comparten entre ellos. Una vez te hayas asegurado, has de alargar el brazo, meterlo entre el grupo, abrir la mano para que la gente sepa que alguien quiere beber, y esperar a que un cubata, litro o cerveza sea posado en tu mano. Una vez conseguido eso, te lo llevas contigo con disimulo sin que se enteren. Si el grupo de gente va un poco embriagada no tendrás ningún problema y ese tesoro que acabas de conseguir será todo tuyo.
  • Uso: Esta técnica puede ser utilizada durante toda la noche todas las noches. El uso suele ser más con grupos de desconocidos.

La técnica de "Ostia, me he dejado la cartera en casa":

  • Situación: Estás en un bar, o en un supermercado con los amigos... y se te mete en la cabeza que no quieres pagar, aunque lleves dinero.
  • Acción: A la hora de pagar a medias o únicamente tu consumición, dices en voz alta con voz de lástima y que te oigan todos tus compañeros "Ostia, me he dejado la cartera en casa". Ante lo cual tu grupo de amigos se apiadarán de tí y pagarán tu parte. Y podrás consumir gratuitamente todo lo que se te antoje.
  • Uso: Esta técnica puede ser utilizada pocas veces y con poca frecuencia, ya que si lo haces mucho, te partirán la cara. El uso suele ser con tu grupo de conocidos.

Y ya sabéis que cuentan las leyendas que las mejores borracheras han sido pilladas con muy poco dinero o con nada. Emborracharse gastándose decenas de euros no tiene nada de interesante. Es como el follar. Sí, puedes follar, pero muy seguramente pagando. La verdadera dificultad consiste en follar sin pagar (y no es irse corriendo de las putas o putos). Pues como el beber. El verdadero desafio está en beber sin pagar.

Y sólo queda decir, que estas técnicas son utilizadas por mis amigos, no por mí (al menos hasta ahora) y han sido llevadas a todos los campos posibles: bar, supermercado, hipoteca...